EMBARAZO

Cuidado de la piel en el embarazo: los mejores productos para el cuidado de la piel en el embarazo

Durante el embarazo, un montón de hormonas nuevas inundan el cuerpo, y estas pueden hacer que la piel cambie por completo. Si bien es cierto que algunas embarazadas tienen una piel resplandeciente, otras pueden experimentar problemas como melasma, sensibilidad y acné hormonal. Lee nuestra sencilla guía para encontrar respuesta a preguntas habituales y saber cómo puedes actuar.

¿Por qué las embarazadas tienen la piel sensible?

El embarazo puede ser un momento de mucha ansiedad y esto, junto con la explosión de las hormonas, hace que la piel se vuelva extremadamente sensible. De hecho, algunos expertos consideran que es un mecanismo de defensa para proteger a la madre y al bebé de infecciones y enfermedades. Si notas la piel mucho más seca y sensible, debes optar por una rutina de cuidados calmante pero sencilla. Busca fórmulas minimalistas que contengan ingredientes suaves e hidratantes como la glicerina, la manteca de karité y el ácido hialurónico.

¿Por qué de pronto tengo la piel grasa?

Es posible que durante el embarazo acumules más sebo y grasa de lo habitual, lo cual puede obstruir los poros y provocar acné en la zona de las mejillas, el mentón y la mandíbula. Este cambio hormonal se debe a que el cuerpo genera más progesterona para preparar el útero. Por lo tanto, pese a que este cambio es totalmente natural, existen formas de ayudar a mantener el equilibrio de tu piel. La mejor manera de manejar el exceso de grasa en la piel es con un limpiador y una hidratante diseñados para eliminar imperfecciones y regular el sebo con ingredientes exfoliantes suaves como los alfa-hidroxiácidos (AHA). Trata de evitar ingredientes más agresivos como el ácido salicílico, ya que podrían aumentar la sensibilidad. También puedes probar con una mascarilla de barro o arcilla para limpiar los poros y evitar que estos se obstruyan.

¿Cómo puedo evitar el melasma?

Además de volverse más sensible durante el embarazo, la piel también aumenta la fotosensibilidad (su reacción a los rayos UV del sol). Esto estimula las hormonas de pigmentación, lo cual puede provocar melasma, un problema que se caracteriza por la aparición de manchas en la piel. «El melasma, un problema por el cual los melanocitos generan mayor cantidad de pigmento para la piel, viene provocado por la exposición a la luz y a los estrógenos», explica el Dr. Zac Handler, dermatólogo asesor. «Pese a que no es exclusivo de las mujeres embarazadas, el aumento de la producción de estrógenos durante la gestación ha provocado que esta afección sea conocida como la “máscara del embarazo”».

El melasma, un problema por el cual los melanocitos generan mayor cantidad de pigmento para la piel, viene provocado por la exposición a la luz y a los estrógenos

Dr Zac Handler

Cuidado de la piel en el embarazo: los mejores productos para el cuidado de la piel en el embarazo

Aunque el melasma suele desaparecer tras el embarazo, es muy importante proteger la piel del rostro con protección solar de amplio espectro de SPF alto. No olvides aplicarla cada mañana como último paso de tu rutina de cuidado de la piel durante el embarazo. «El tratamiento del melasma se centra en reducir la exposición a los rayos ultravioleta de las áreas afectadas con protección solar de amplio espectro y el uso adicional de cremas con hidroquinona», añade el Dr. Handler. «Es importante señalar que si el pigmento se encuentra en la capa más profunda de la piel en lugar de en la epidermis (más superficial), el tratamiento será más complicado. Un dermatólogo podrá ayudarte a distinguirlo y recomendarte el tratamiento más adecuado».

¿Cómo puedo ayudar a prevenir las estrías durante el embarazo?

Las estrías son una parte natural del embarazo que aparecen en forma de marcas rosadas en la zona de las caderas, el abdomen y el pecho. Aparecen a medida que la piel se estira y las fibras que hay bajo la superficie se desgarran para hacer sitio para el bebé, sobre todo en torno al tercer trimestre, que es cuando más peso se gana. Puedes ayudar a prevenir y reducir la aparición de estrías aplicando crema hidratante mañana y noche en aquellas zonas en las que es más probable que se formen. Sigue aplicando crema hidratante durante todo el embarazo, sobre todo cuando empiecen a aparecer, ya que son más fáciles de tratar cuando son recientes.

COMPARTIR

Especialista dermatológo

Asesoramiento Especializado

Dr Zac Handler

Usa productos con ingredientes mínimos creados especialmente para las pieles sensibles